09 octubre 2009

El Premio

Otro suceso que hace que mi fe en la raza humana baje un puntito: a Obama le han concedido el Premio Nobel de la Paz. Joder que figura, que no lleva ni un año en la presidencia y ya se ha hecho merecedor de tan alto galardón... Si ya ni en la Fundación Nobel podemos creer, apaga y vámonos. Me refugio en la entretenida película El Premio, en la que Paul Newman hace muchos más méritos que Obama para ganar el idem.


2 comentarios:

Citopensis dijo...

¡Increíble!

Jaime Ortega dijo...

Y si llega a hacer algo, qué le dan, ¿el oscar?