11 noviembre 2007

Cosas que nunca te dije

A estas alturas del partido, ya todo el mundo (y cuando digo "todo" es TODO el Mundo) ha oido/leido la famosa frase del Rey Juan Carlos a Hugo Chávez. Pero gracias a un novísimo invento, el Lector de Mentes Remoto y Atrasado, marca ACME, por supuesto, he podido acceder a lo que el Rey quiso decir a continuación y se calló por no liar más la madeja. Así fue:

¿¡POR QUÉ NO TE CALLAS!?... de una vez, que nos tienes aburridos con tus mamarrachadas, tonterías retóricas, latiguillos propagandísticos y gracietas del tres al cuarto. Déja de mirar fuera y arregla tu país primero, que lo tienes permamentemente al borde de la guerra civil. Deja de meter los hocicos en los asuntos de otros y basta ya de opinar sobre lo divino y lo humano. Dedícate a intentar mejorar el nivel de vida de tu gente, que falta le hace. Estoy harto de ti, de tus bufonadas, todo el mundo está harto de ti en realidad en esta sala, y si no lo dicen como yo es porque tienes la maldita suerte de presidir un pais que está sobre una gigantesca piscina de petroleo y muchos quieren pillar su migaja en el reparto de donativos bolivarianos. Nadas en petroleo y tienes el país medio arruinado, con la gente que no opina como tú saliendo en estampida, despilfarrando el dinero a manos llenas mientras los "ranchitos" de Caracas siguen creciendo y la gente malviviendo allí. Te crees legitimado para dar lecciones de democracia a todo el mundo, cuando tú fuistes el primero en no creer en esa democracia cuando intentastes dar un golpe de estado. Si te quieres suicidar, allá tú, pero al menos ten el respeto de no interrumpir ni molestar cuando los demás intentan sacar algo positivo en estas cumbres, ya de por si poco útiles sin tener un payaso liando las cosas. Cállate ya y sigue callado hasta que te marches que, aunque callado estés igual de feo, al menos no molestarás...


Aquí ya fue cuando el Lector explotó... sin duda por que los pensamientos del Rey eran ya irreproducibles. Y es que escuchar a Chávez hablar perjudica seriamente a la salud.

1 comentario:

Jorge dijo...

Me da pena ver como alguna "gente" está criticando al Rey, diciendo que se extralimitó, que se pasó de la raya e incluso buscándo prejuicios políticos a su acción.

Mal que les pese, Su Majestad es una persona comedida, educada, tranquila y paciente. Para que él se cabree, es necesaria la presencia de un energúmeno de proporciones considerables.

Alabo tus capacidades telepáticas, Curro. Kazuya Kasuga y Jean Grey son panolis a tu lado. Estoy seguro de que eso -y otras cosas más- era lo que estaba pensando el Rey. Vamos, me juego que más de uno -y de dos y de diez- en esa conferencia se moría por decir a Chaves eso.

Y para nuestro querido energúmeno, que usas cumbres internacionales para insultar a gente que no te gusta (Si va a insultar ex-presidentes españoles, no sé por qué no se mete también con Sagasta o Narvaez. Total, ya puestos), no dejando hablar al orador al que toca... que se dice legitimado por el pueblo, a pesar de ser un ex-golpista y el dictador fascista de una república bananera... que se hace el defensor de los vapuleados derechos de los nativos americanos para ocultar el hecho de que es un maleducado de toma pan y moja... y que ya se dedica a amenazar con represalias a mi país... para tí tengo una frase, ya usada por nuestro querido monarca, jefe de Estado de un país democrático y legitimado por la historia y el pueblo:

¿POR QUÉ NO TE CALLAS?

...

¿DE UNA PUÑETERA VEZ?

P.D. Y para ZP I de León el Grande, político cuya fama le precede doquiera que él va, y cuyos amiguísimos le dan más de un susto, tengo un proverbio extraído de la filosofía popular expañola: Cría cuervos y te sacarán los ojos.

Jorge